2.6.16

Coyoacán: Ver pasar el tiempo.


Estábamos sentadas viendo pasar el tiempo. No fue planeado, fue un momento espontáneo que el barrio de Coyoacán nos regaló, como si nos dijera: “si vienen a visitarme, disfrútenme como se debe”.

Primero caminamos el empedrado de Francisco Sosa, sentimos su pasividad paso a paso, hasta que llegamos a la Plaza Hidalgo donde la vendimia de fin de semana nos llevó a otra forma de disfrutar el barrio, “Parece que estamos fuera de la Ciudad” me comentó Sofía. Eso es lo peculiar de esta zona. Le conté que así era antes: el barrio de Coyoacán era una provincia fuera de Tenochtitlán, y sigue teniendo su encanto por eso.

Los churros rellenos no podían faltar, el chocolate caliente y el café de olla del Jarocho, tampoco. Mientras disfrutábamos los sabores del barrio, nos sentamos en una banca a estar, solo estar. En silencio (o más bien, con la boca ocupada entre el churro, el chocolate y el café) encontramos un momento de ver pasar a la gente y disfrutar la arquitectura de la plaza: nos encontramos estando en Coyoacán.

El tiempo pasó. Más de una hora estuvimos estando.

Hace mucho no me sentaba en una plaza pública o en cualquier lugar a disfrutar el solo estar; el ver pasar el tiempo sin más. Para Sofía, creo que es la primera vez que lo hace tan consciente de que no estaba haciendo nada más que estar. Le encantó, quiere regresar este fin de semana.

Buen momento, dádiva que nos regaló Coyoacán; barrio mágico que nos abrazó en todo momento


Para papás y mamás: Dentro de la Casa de Cultura Jesús Reyes Heroles está el restaurante Aurelia. Me gustó mucho porque puedes disfrutar la vista y la brisa del jardín que rodea la casa de cultura. La comida está rica y a buen precio. Es un lugar bueno, bonito y barato. Además, hijos e hijas se la van a pasar muy bien inspeccionando todo el jardín. Mi hija pasó un buen rato viendo a las ardillas y tomando foto de las esculturas que adornan el lugar. Una amiga me lo recomendó y le agradezco su descubrimiento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu comentario. Saludos!